productes-temporada

Productos de temporada: frescos, nutritivos, ecológicos y sostenibles

La globalización ha hecho que hoy en día podamos disponer de casi cualquier alimento de cualquier rincón del mundo. No importa la fecha de producción, ni las barreras geográficas, el producto llega. Pero no en las condiciones óptimas de sabor y propiedades. Nuestros abuelos seguían el ciclo natural de la tierra y comían los alimentos de su zona correspondientes a cada estación. Es lo que se conoce como productos de temporada: del campo, a tu mesa.

Estos productos deben estar siempre en tu cesta de la compra por su valor nutricional, intenso sabor, porque son ecológicos y ayudan a reducir las emisiones, además de favorecer la economía local. Barcelona es este 2021 Capital Mundial de la Alimentación Sostenible, y desde Superestalvi queremos dar ejemplo de ciudad responsable que ama y respeta sus campos y a sus agricultores, sus vecinos.

Conocer qué productos de temporada tiene tu tierra nos beneficia a todos. Es una oportunidad de adaptarnos a la cronología de los campos y apostar por la riqueza de alimentos en cada temporada. Por eso, ponerlo en práctica redunda en un beneficio mutuo para el planeta y las personas.

¿Por qué optar por productos de temporada?

  • Porque es lo más fresco que vas a encontrar en el mercado. No hay nada más saludable que alimentarte con productos cultivados en tu territorio, en la huerta de tu provincia.
  • Los productos de temporada son naturales. No tienen conservantes, ni han sufrido procesos de congelado o alteraciones.
  • Tienen un precio asequible frente a productos que no se cultivan en la época del año en la que te encuentras. Al haber excedente y encontrarse cerca de la zona de producción, el precio baja y tu bolsillo lo agradece.
  • Los productos de temporada son una explosión de sabor, pues están en su mejor momento. Disfruta de su sabor, color, textura y el punto justo de maduración. No hay nada más suculento que un producto de temporada.
  • Son sostenibles y ecológicos. Porque el único trayecto que realizan es del campo al supermercado o al restaurante. Imagina por un momento una fruta de un país lejano… el recorrido que debe realizar por carretera, barco o avión, las horas parado en aduanas, en contenedores herméticos hasta llegar, semanas después, a su destino final en España. Piensa el gasto que supone, la contaminación, el trasiego del producto y las condiciones en las que llegan. Apostar por los productos de proximidad es garantía de calidad asegurada.

Y ahora en primavera… ¿qué productos hay de temporada y proximidad?

Hay un sinfín de productos en nuestra tierra que son de temporada y que tenemos el privilegio de poder degustar recién recolectados de los campos más cercanos.

¡Toma buena nota de estas deliciosas frutas y verduras!

  • La remolacha
  • Las habas
  • Las fresas
  • Los espárragos
  • Las cerezas
  • El aguacate
  • La alcachofa
  • Los tomates

Todos estos productos están en su punto óptimo para ser consumidos al natural, aunque, si lo prefieres, también puedes elaborar recetas riquísimas, saludables y ecológicas.

Ahora es un buen momento para volver a los orígenes. Es una manera sencilla y tradicional de contribuir a fomentar el comercio local. ¿Cómo? Apoyando al agricultor de la zona a que siga adelante con una profesión tan antigua como la misma tierra y evitando la contaminación gracias un gesto tan simple como comprar en el barrio y sin usar vehículos a motor.